La mala cita de la hermana

Por admin



Toda su vida, Maeve (Lily Larimar) tuvo la tendencia a involucrarse en situaciones espantosas. Cuando su madre finalmente se casa, Maeve finalmente se beneficia de un hermanastro llamado Jack (Nathan Bronson) en quien puede confiar para sacarla del atasco. Cuando una cita con un atleta en una fiesta de fraternidad sale mal, Maeve llama a Jack para pedir ayuda. Esta vez, sin embargo, algo es diferente. Jack no solo está más frustrado de lo habitual con ella, sino que hay algo más en él que llama la atención de Maeve.

Ricky Greenwood se ha convertido en uno de mis directores favoritos en la industria durante los últimos dos años. Su trabajo para MissaX ha sido consistentemente bueno, y recientemente comenzó a inclinarse fuertemente hacia conexiones tabú cuando filmaba para el estudio de ritmo rápido. Esta vez, da vida a una de las historias de MissaX desde la silla del director, y aunque el tropo Fauxcest está firmemente en su lugar, la historia todavía tiene algunos pliegues interesantes, especialmente el personaje de Maeve. Da la impresión de ser una joven inocente propensa a tomar malas decisiones, pero tiene un elemento manipulador bastante fuerte que contrasta con lo que se nos muestra en la superficie. Maeve definitivamente se aprovecha del conflicto de Jack, y aunque el resultado es sexy, la hace menos inocente.

Hablando de inocentes, la estrella de esta lujuriosa historia es la prometedora Lily Larimar. Solo vi a Larimar una vez en una película de chicas en la que hizo un buen trabajo al mantener su parte de la narrativa. Aquí, además del siempre consistente Nathan Bronson, tiene que llevar una carga mucho mayor. La joven rubia es bastante mona y tiene un gran culo que sorprende por su esbelta estatura. Esta mujer obtendrá muchas reservas con el tiempo. Hablando de reservas, es hora de que Bronson juegue un papel importante. El hombre lo ha estado matando durante casi dos años, y su logro aquí es otro de una serie de esfuerzos de alta calidad.

El sexo en este cortometraje es multifacético. Obviamente, hay una escena de chico / chica en toda regla, pero hay un montón de sexo pesado en solitario y provocación que conduce a eso. Después de cruzar la frontera con Maeve, Jack se retira a su habitación y decide cuidarse para reprimir el conflicto que se está gestando dentro de él. La acción está oculta, pero el propósito es claro, y hay una gran perspectiva del cuerpo apretado de Bronson para que el público se maraville. De hecho, hay algunas tomas del culo del semental en particular que son muy agradables. Maeve seduce a Jack con una provocación insoportable de la que están hechas las fantasías. Ella, con una camiseta blanca lisa y bragas de color rosa brillante, frota su coño contra la rígida polla de Jack mientras le promete que si él la deja quitarse ella se quedará con las bragas puestas. La burla es espectacular, con el culo redondo de Larimar atrayendo la mirada del público. Tan pronto como se quita la camisa y comienza a acariciar sus turgentes tetas, la determinación de Jack se evapora. Es casi una escena de JOI cuando Maeve le dice malhumorada a Jack todo lo que quiere que él haga con ella y todo lo que quiere hacer con él. Jack la obedece, se folla hambriento a su misionero, su perrito y su cuchara antes de que ella lo monte y ordeñe el esperma de sus óvulos con su coño.

Estos cortometrajes de MissaX son siempre fascinantes y descaradamente eróticos. La pornografía está inundada de hermanastros que se follan entre sí en estos días, pero MissaX a menudo parece encontrar una manera de mantener este tropo interesante al respaldarlos con narrativas fuertes. Esta experiencia no es diferente.

.



Fuente original

Related Articles

deja un comentario

Usamos cookies para mejorar la experiencia del usuario. ACEPTAR